Para comenzar, recuerda que a la hora de elegir el método anticonceptivo que más convenga, es importante acudir a tu ginecólogo para que te oriente y haga las pruebas u observaciones necesarias.

El anillo anticonceptivo mensual,  esta compuesto por Etonogestrel  y Etinilestradiol, los cuales  se van liberando por unos micro poros en el interior de la vagina.  

¿Como se utiliza? Debe colocarlo en el interior de la vagina durante 21 días. Una vez que este periodo finalice,  lo retira y descansa siete días antes de volver a colocar otro anillo. Recuerde, tres semanas dentro, una fuera. Durante esos días de descanso, es cuanto le llegará la menstruación.

Una de las ventajas de este anillo, es que pose bajos niveles hormonales,  no afecta al aparato digestivo o riñones,  por lo que en caso de diarreas o vómitos no debemos temer, como sucede con la píldora, que no haga efecto.

Este anticonceptivo tiene un diámetro de unos cinco centímetros y es muy flexible,  por lo que colocarlo es muy sencillo. Únicamente asegurase que esté dentro y  no le moleste ni lo note.

Este es un método verdaderamente cómodo, está especialmente recomendado para mujeres que tengan problemas con los anticonceptivos orales y su eficacia anticonceptiva es del 99%

No olvide que este método solo protege contra embarazos, no evita el contagió de enfermedades de transmisión sexual ni del  VIH, así que en caso de una práctica de riesgo siempre debes utilizar un preservativo, independientemente de que lleves el anillo colocado.

En caso de que el anillo se salga durante las relaciones sexuales o en cualquier otro momento solo debes lavarlo con agua fría y volver a colocarlo. Pero si este ha estado fuera más de tres horas debes cambiarlo por otro y consultar las indicaciones para asegúrate de que no corres el riesgo de un embarazo.

Artículo anteriorEstimulantes de la libido para mujeres
Artículo siguienteHipogonadismo en los hombres

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí